en algo, participar en una competencia y obtener la medalla de oro, ser un ejecutivo exitoso, o llegar a tener una empresa propia; muchos sueños, muchos éxitos, muchas noches sin dormir, muchas horas de trabajo. Amigos dejados por un lado, novia que ya no se llama, que no se visita, novio que se dejo por otro, porque me trata como no me merezco como soñé de niña.

 Hay muchas cosas, este fin de semana hablé con una amiga que quiero un mucho tal vez ella lo sabe o tal vez no; ella escribió algo que me gusto y dice así “en la vida hay círculos, donde muchas veces dejamos abiertos, un novio, una novia, una casa, un trabajo, una amistad, pero no siempre vamos a tener esa puerta abierta, cuando algo no funciona, simplemente hay que cerrar el círculo, por Salud Mental”  cuando leí esto, me quede pensativo y me dije a mi mismo, “la vida así es, hay que cerrar y abrir puertas, nunca vamos a estar viviendo en el pasado, porque la vida continúa…. Y depende de nosotros que esa vida la sigamos, pero no solos, acompañados, pero sigamos. Muchos no tenemos el valor de decirle a alguien lo que sentimos por ella o por el, solo nos decimos, “no tengo el valor de hacerlo” sí, hay muchas razones, cada uno tendrá las suyas. Pero te digo algo, amar no es difícil, que te amen tampoco, lo difícil es “Que nos dejemos amar”, eso es lo difícil. Simplemente demos amor y recibiremos amor, y dejemos que nos quieran, eso es lo más lindo que hay, que alguien nos quiera. Aunque no conozcamos a esa persona que vale un millón de dólares, quetzales, lempiras, euros, pesetas, no importa, simplemente aprendamos a querernos unos a otros. Porque el final vas a ser muy feliz.

 

Hubo alguien que nos amó, nos ama y nos amará siempre, no le conocemos, no sabemos como es, más él nos ama, nos cuida, nos da todo lo que necesitamos, aprendamos de él a querernos unos a otros y seamos felices, si somos felices, nunca nos enfermaremos, y no olvidemos en darle las gracias a Dios, por ese ser especial que nos dio, que esta a nuestro lado, y si no tenemos a nadie a nuestro lado, démosles gracias por el o por ella; y Dios nos recompensará un día. Y estemos con Dios que Él nos dará a esa persona especial para que juntos le demos gracias a Dios…..