Tarde o temprano tendremos que tomar decisiones que nos pueden ayudar o perjudicar, hay que tomarlas en el momento adecuado….las decisiones que tomemos en la vida nos darán el paso siguiente para salir adelante en todo lo que emprendamos.

Muchas veces elegimos, pero elegimos mal…porque no sabemos elegir lo mejor que nos fortalecerá, nos falta confianza, nos falta creer mas en nosotros mismos y en lo que podemos hacer, muchas veces tenemos miedo de hacer las cosas y de tomar decisiones…nos falta un poco de confianza, nos falta creer un poco mas en nosotros mismos y en lo que somos capaces de hacer.

Tener confianza en nosotros mismos no es malo, si tu no te aprecios vos mismo, si vos mismo no te decís palabras de ánimo nadie te las dirá…claro que podemos pecar de egocéntricos, y el orgullo es malo, pero si tu mismo no te dices de lo que eres capaz nadie en la vida te lo dirá, únicamente aquellos que realmente te aprecian y te quieren, solo ellos te dirán lo que realmente quieren para vos.

En el campo de batalla un soldado no va a ganar la guerra, va a luchar, el resultado no lo sabe cuando pisa por primera vez el terreno de guerra, lo sabe después de que logró sobrevivir los embates del enemigo, así es nuestra vida, tenemos que sufrir los embates de las personas que no quieren lo mejor para nosotros, compañeros de trabajo, una relación de noviazgo o matrimonio fracasada, hay es tu terreno de batalla, allí tenés que luchar y ver de que estas hecho, si fracasas a la primera; te podes dar por muerto, pero si te levantas y te ves tirado en el suelo con una herida en el brazo y empiezas a llorar por verte que estas mal, tu mismo te estas dando por vencido.

Hay es donde tenés que elegir, si seguir vivo o seguir muriéndote poco a poco, hay es donde te toca elegir, seguir como estas o decidir cambiar lo que estas haciendo y ver hacia adelante en tu vida, hay tenés que ser fuerte y valiente, y no desanimarte, no darte por vencido, vos mismo sabes cual es tu fortaleza y cual es tu debilidad, tu escoge salir adelante o quedarte tirado, en el terreno de la guerra, si te levantas y continuas tu camino serás un vencedor, y recuerda que tu mismo escoges salir adelante o quedarte perdido en el campo de batalla por siempre.

Efesios 6:10 Por lo demás, hermanos míos, fortaleceos en el Señor, y en el poder de su fuerza.

Anuncios